Mercados españoles abiertos en 3 hrs 18 min
  • S&P 500

    4.662,85
    +3,82 (+0,08%)
     
  • Nasdaq

    14.893,75
    +86,95 (+0,59%)
     
  • NIKKEI 225

    28.353,67
    +229,39 (+0,82%)
     
  • Dólar/Euro

    1,1423
    +0,0008 (+0,07%)
     
  • Petróleo Brent

    86,15
    +0,09 (+0,10%)
     
  • BTC-EUR

    37.471,32
    -511,02 (-1,35%)
     
  • CMC Crypto 200

    1.027,31
    +1,58 (+0,15%)
     
  • Oro

    1.818,90
    +2,40 (+0,13%)
     
  • HANG SENG

    24.240,11
    -143,21 (-0,59%)
     
  • Petróleo WTI

    84,10
    +0,28 (+0,33%)
     
  • EUR/GBP

    0,8348
    +0,0001 (+0,01%)
     
  • Plata

    23,02
    +0,10 (+0,45%)
     
  • IBEX 35

    8.806,60
    -10,30 (-0,12%)
     
  • FTSE 100

    7.542,95
    -20,90 (-0,28%)
     

El ingeniero que inició la guerra entre Apple y Google

Apple y Google no siempre fueron enemigos. Hubo una época, no muy lejana, en la que los gerifaltes de ambas empresas se llevaban la mar de bien e incluso conspiraban contra otros grandes rivales, como Microsoft. Es más, Eric Smichdt, el superejectivo de la empresa de la gran G, se unió al consejo de administración en 2006.

Por aquella época, Apple estaba diseñando el iPhone, que tenía como uno de sus grandes reclamos Google Maps y el buscador de Google totalmente integrado en el teléfono.

Pero mientras las dos empresas trabajaban juntas en el diseño del teléfono que revolucionó el mundo de la tecnología, por debajo se estaba fraguando una rivalidad que hoy en día alcanza proporciones bíblicas.

Han salido a la luz una serie de correos electrónicos que Sergey Brin, uno de los fundadores de Google, envío en 2005 a varios de sus trabajadores hablando sobre Steve Jobs. En ellos se puede ver cómo la tensión entre las dos empresas comenzó porque la compañía del buscador quería contratar a un ingeniero de Apple para que les ayudara en el diseño de Google Chrome, el navegador que por aquella época estaba en pañales.

[Te puede interesar: El arma secreta de los fundadores de WhatsApp]

Según Brin, Jobs le respondió “Si contratas a a alguno de mis trabajadores, empieza la guerra”. Al creador de Apple no le hacía ni pizca de gracia que le robaran a sus trabajadores y sacó las uñas ante la más mínima amenaza.

Desde ese incidente, y según explica la web 9to5mac, las dos empresas firmaron un tratado de no agresión para no robarse talento. Pero esto no impidió la gran guerra de Apple contra Google, que estalló cuando los de Mountain View anunciaron Android, su sistema operativo para móviles.

Apple y Goolge, demandadas por este tipo de acuerdos

A los que no les hizo ni pizca de gracia el acuerdo de no contratar trabajadores rivales fue a los propios empleados de Apple. Aunque no es raro que las empresas de tecnología firmen estos acuerdos, si que pueden suponer un menoscabo a las libertades más básicas de los ciudadanos.

En la actualidad en los tribunales de Estados Unidos se encuentra una demanda colectiva contra compañías como Apple, Pixar, Adobe y Google para que permitan a sus asalariados dejar de trabajar con ellos y fichar por la competencia. El juicio va a tener lugar el próximo mes de mayo, y ahí se decidirá si este tipo de prácticas es legal o no.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente