Mercados españoles cerrados

Siemens Gamesa necesita más viento en sus velas para recortar ventaja de Vestas en EEUU

Por Christoph Steitz y Jose Elías Rodríguez

FRÁNCFORT/MADRID (Reuters) - Siemens Gamesa se ha quedado rezagada respecto a su principal rival Vestas en la carrera por obtener pedidos en Estados Unidos, perjudicada por lo que se percibe como una falta de inversión tecnológica y una cadena de suministro menos centralizada en el segundo mayor mercado de aerogeneradores del mundo.

El campo de batalla estadounidense es el mayor para los fabricantes occidentales de aerogeneradores, dado que la Agencia de Información de la Energía de EEUU prevé la incorporación de 6 gigavatios (GW) de capacidad este año y otros 8 GW en 2018.

Pero las cosas no han ido bien para Siemens Gamesa desde la fusión que unió la división de energía eólica de Siemens con su rival Gamesa este año, aunque considera Estados Unidos como un país vital para su éxito.

La fusión tenía como objetivo otorgar a la sociedad combinada una ventaja en un mercado global cada vez más competitivo en medio de la consolidación del sector. Ejemplos de esto último fueron la compra del negocio de aerogeneradores de la española Acciona por la alemana Nordex y la adquisición de Alstom por parte del grupo estadounidense General Electric.

"Siemens Gamesa ha tenido dificultades a la hora de llevar un aerogenerador atractivo a América del Norte", dijo un destacado asesor de la industria que declinó ser citado para proteger sus relaciones de negocios.

Existe la impresión de que la empresa no ha hecho lo suficiente para mejorar sus aerogeneradores con cajas multiplicadoras, agregó el asesor.

Siemens principalmente ha vendido este tipo de aerogeneradores en EEUU al ser la tecnología preferida en el país, pero su cuota de mercado se ha contraído en los últimos años mientras que la de Vestas se ha incrementado de forma constante.


¿CAMBIO DE AEROGENERADOR?

Complementar su gama de productos y recuperar la cuota de mercado perdida en EEUU fue uno de los principales motores de la fusión con Gamesa, que cuenta con una mayor oferta de aerogeneradores con multiplicadores (gearbox) que podrían dar un mejor resultado al grupo.

Siemens Gamesa presentará su nueva estrategia en febrero y fuentes próximas al grupo dijeron que en el futuro es probable que haga más uso en este mercado de los aerogeneradores que fabricaba Gamesa.

"Tras la fusión, la empresa combinada tiene una mayor escala en EEUU, lo que nos permitirá incrementar los modelos de aerogeneradores y los volúmenes producidos en el país" dijo Siemens Gamesa en un comunicado enviado por correo electrónico.

Las mejoras son muy necesarias después de que el grupo anunciase el cierre de sus operaciones de producción de palas en Canadá, recortara empleos en su planta de fabricación de góndolas en Kansas y ajustara el valor contable de sus inventarios en el país. Este último extremo provocó otro 'profit warning' y una reestructuración de su cúpula directiva.

Siemens Gamesa detuvo su espiral bajista en bolsa esta semana al anunciar un importante pedido de 784 megavatios (MW) en EEUU, mercado en el que ha conseguido un contrato de repotenciación de 190 MW.

Con todo, estos volúmenes suponen menos de la mitad de los conseguidos por Vestas. La cartera de pedidos de la danesa en EEUU está a rebosar con 2.086 MW en acuerdos anunciados, casi la tercera parte de sus pedidos globales.

Los datos más recientes de la American Wind Energy Association (AWEA) también muestran que Vestas tiene mucho más éxito que Siemens Gamesa a la hora de cerrar acuerdos para proyectos. En su último informe trimestral, la patronal eólica estadounidense dijo que Vestas había obtenido un 47 por ciento de los proyectos eólicos en construcción o en desarrollo avanzado que han anunciado proveedor en EEUU.

La cuota de Siemens Gamesa se situaba en el 8 por ciento, o 1.258 MW, al finalizar el tercer trimestre.


PREVISIÓN MODERADA

"La necesidad de ponerse al día mantendrá a raya la evolución de la acción durante al menos otro par de trimestres", dijeron analistas de Barclays, que esperan que los resultados del cuarto trimestre fiscal que publicará el grupo el próximo 6 de noviembre vengan acompañados de una previsión moderada para 2018.

Barclays espera que las ventas del próximo año sean más de una quinta parte inferiores a las que espera para 2017. Sus analistas pronostican ventas de 8.480 millones de euros en 2018, muy por debajo de los 10.140 millones de la estimación de Thomson Reuters I/B/E/S.

A medio plazo, se espera que la fusión ayude a Siemens Gamesa a afianzarse en Estados Unidos y recuperar parte del 30 por ciento de la capitalización bursátil perdida este año, frente al 25 por ciento que están subiendo las acciones de Vestas.

Independientemente de los productos actuales, Siemens Gamesa también debe encontrar una manera de competir con la cadena de suministro centralizada que Vestas ha desarrollado en Estados Unidos.

Vestas opera cuatro fábricas de torres, palas y nacelles en el estado de Colorado, ubicado en medio del ventoso corredor central de las llanuras de Estados Unidos, que según analistas es una gran ventaja.

"Creemos que la clave está en localizar el producto", dijo Chris Brown, presidente de la división de ventas y servicio de Vestas en Estados Unidos y Canadá.

Siemens Gamesa también tiene una fuerte presencia en la región, con producción de palas y nacelles en Iowa y Kansas, aunque no identifica a los proveedores locales de los que obtiene sus torres. En el pasado ha comprado torres de Broadwind Energy, que tiene plantas de producción en Wisconsin y Texas.

"En un entorno agresivamente competitivo de fijación de precios de turbinas, los costes adicionales del transporte pueden ganar o perder contratos", dijo Jesse Broehl, analista senior en Navigant Research.


GRÁFICO (en inglés)-El mercado de aerogeneradores en EEUU http://tmsnrt.rs/2yOXiXJ


(Traducido por Emma Pinedo y Raquel Castillo)