Mercados españoles cerrados
  • S&P 500

    3.296,62
    +25,59 (+0,78%)
     
  • Nasdaq

    11.156,25
    +151,38 (+1,38%)
     
  • NIKKEI 225

    23.331,94
    -86,57 (-0,37%)
     
  • Dólar/Euro

    1,1658
    -0,0092 (-0,78%)
     
  • Petróleo Brent

    37,33
    -1,79 (-4,58%)
     
  • BTC-EUR

    11.588,77
    +391,77 (+3,50%)
     
  • CMC Crypto 200

    265,63
    +22,95 (+9,46%)
     
  • Oro

    1.868,80
    -10,40 (-0,55%)
     
  • HANG SENG

    24.586,60
    -122,20 (-0,49%)
     
  • Petróleo WTI

    35,88
    -1,51 (-4,04%)
     
  • EUR/GBP

    0,9028
    -0,0013 (-0,14%)
     
  • Plata

    23,38
    +0,02 (+0,09%)
     
  • IBEX 35

    6.411,80
    -62,60 (-0,97%)
     
  • FTSE 100

    5.581,75
    -1,05 (-0,02%)
     

Qué son los hidrógenos verde, azul y negro (y por qué se invierten miles de millones en 2 de ellos)

Jaime Quirós
·3 min de lectura

El hidrógeno es el elemento que más abunda en el universo, y como combustible es el más limpio que existe, además de extremadamente eficaz y versátil. Si se lograra controlar este elemento de forma eficiente se podrían abastecer todas las necesidades energéticas actuales y futuras, porque se eliminarían los problemas de agotamiento de reservas.

El principal problema del hidrógeno es que en la Tierra es raro encontrarlo de forma libre. A diferencia del carbón y el petróleo, no es un recurso natural, por lo que no se puede extraer de la naturaleza, como ocurre con los recursos fósiles en general. Para obtener hidrógeno se necesita energía. Es decir, hay que convertir otras materias primas en las que esté presente este elemento, como el agua o la biomasa, romper su composición mediante una fuente de energía externa, y así obtener el hidrógeno de forma libre.

El hidrógeno azul y verde son considerados fuentes de energía limpia. Foto: Getty Image.
El hidrógeno azul y verde son considerados fuentes de energía limpia. Foto: Getty Image.

Hidrógeno verde, azul y negro

No todo el hidrógeno se genera de la misma forma. Nos podemos referir a diferentes tipos de acuerdo con su procedencia. La producción de hidrógeno con fines energéticos se clasifica por colores que hacen referencia al grado de limpieza de su generación.

El hidrógeno negro, se genera a partir de un gas sintético que proviene del carbón. Este tipo tiene emisiones contaminantes asociadas.

El hidrógeno azul se obtiene a partir de gas natural, y se captura el carbono para evitar el dióxido de carbono asociado a su producción. El hidrógeno verde se consigue del agua. Las energías renovables producen la corriente eléctrica necesaria para separar las moléculas de agua. Tanto el azul como el verde sirven como fuentes de energía limpia.

Inversión en hidrógeno

La oportunidad existe tanto a nivel técnico, como ambiental, económico y social. La economía del hidrógeno está a la vuelta de la esquina. Los planes de energía y clima de la UE y del Gobierno le otorgan un papel relevante en el futuro modelo energético descarbonizado. Compañías como Enagás, Repsol o Iberdrola también consideran este gas un vector energético clave

La Comisión Europea publicó en julio la Estrategia para el sistema energético del futuro y el hidrógeno limpio, con la que pretende movilizar medio billón de euros hasta 2050 para que al menos un 13% de la demanda de energía de la UE se cubra con hidrógeno y se pueda, de este modo, alcanzar el objetivo comunitario de tener una economía neutra en emisioneCO2.

Por su parte, el Gobierno publicó también en julio una Hoja de ruta de la apuesta por el hidrógeno en la que prevé una inversión de 8.900 millones de euros hasta 2030. Con ese capital, se instalarían al menos 100 hidrogeneras para suministrar dicho gas a más de 5.000 vehículos ligeros y pesados, y a una flota de más de 150 autobuses y su uso en dos líneas de ferrocarril, entre otras medidas. Se dispondría de más de 4 GW de electrolizadores para producirlo a partir de energía renovable.

Actualmente, en Hamburgo, existe una flota de buses fabricados por Solaris para el transporte público que funciona con hidrógeno, y que emiten agua en vez de gases de efecto invernadero. También existe un tren interregional, el Coradia iLint, fabricado por Alstom, que ya está realizando viajes en Alemania y en los Países Bajos y que, de la misma forma, utiliza el hidrógeno como combustible. La evolución hacia el escenario con el hidrógeno como opción energética protagonista se está produciendo.

La revolución industrial del siglo XIX se basó en el uso del carbón como recurso energético. Vivimos en la época del petróleo, pero se vislumbra su ocaso. ¿Se iniciará en el siglo XXI la era del hidrógeno?

También de interés:

VIDEO | El primer superyate de hidrógeno del mundo

Laotracaradelamoneda

IDNet Noticias