Mercados españoles abiertos en 7 hrs 45 min

Nike parece imparable en 2020 ahora que se relanzan las Air Jordan 11 Bred

Las acciones de Nike han tenido una gran demanda en 2019, al igual que la respuesta fanática a un relanzamiento de las Air Jordan Bred 11 el 14 de diciembre.

La mayoría de analistas de Wall Street no creen que el apetito por las acciones de Nike (NKE) flaquee en 2020, a pesar de que John Donahoe es el nuevo director ejecutivo al mando. Un período de rabiosa innovación en el sector de las zapatillas deportivas, un rival en apuros en Under Armour (UA), una sólida demanda en Europa y China y un fuerte crecimiento acorde han hecho que los expertos crean en la posibilidad de más alzas en las acciones de Nike además de una recuperación admirable del 30 % en 2019.

Eso sería impresionante, teniendo en cuenta que estamos hablando de unas estimaciones de ratio precio-beneficio 29 veces mayores para las operaciones de las acciones de Nike. El mercado más amplio cotiza aproximadamente a 18 veces.

Pero bueno, para obtener lo mejor en un panorama minorista de dificultades, hay que pagar. Y eso es a lo que han estado dispuestos los inversores de Nike.

“No hay mucho que pueda detener a Nike, ni Adidas podría detener a Nike”, dijo el analista del sector minorista de UBS, Jay Sole, a The First Trade de Yahoo Finance. “Salvo que haya un cambio en la macroeconomía, la innovación de Nike y su conectividad digital con los consumidores ha sido excelente. Eso ha sido clave para el éxito”.

Nike volvió a lanzar sus AIr Jordan Bred 11 el 14 de diciembre (Créditos: Nike).

Nike informará sobre su segundo trimestre fiscal de ganancias después del cierre del mercado el 19 de diciembre. Analistas como Sole esperan un buen trimestre para Nike impulsado por la mejora de su cartera de productos. Nike está ganando 58 céntimos por acción, según estimaciones hechas por Yahoo Finance, un 12 % más que hace un año. Las ventas proyectadas son por valor de 10 080 millones de dólares, lo que supone un aumento del 7,2 % respecto al año anterior.

Sole cree que es probable que las acciones de Nike cambien sus pronósticos para el año 2020. En septiembre, Nike delineó un aumento de “un dígito alto” en todo 2020, una ligera expansión del margen de beneficios brutos y un crecimiento de los gastos por las operaciones en línea con el aumento de las ventas. La guía de las empresas no detallaba expresamente la guía de ganancias, pero los analistas dejaron entrever que estaba en el rango de los 2,85 dólares y los 2,09 dólares.

La estimación consensuada actual es 2,98 dólares por acción. Para que Nike mantenga el ritmo, es posible que Wall Street quiera ver a cómo Nike eleva sus expectativas de ventas y sus márgenes de beneficios.

Donahoe como director ejecutivo

Donahoe es un comodín para la historia de Nike ‒aunque la mayoría en Wall Street no lo vea así‒, también lo es la impronta que le ponga a empresa. Donahoe asumirá el cargo del veterano director ejecutivo de Nike, Mark Parker, el 13 de enero de 2020. Donahoe es miembro de la junta directiva de Nike desde hace mucho tiempo y dirigió eBay u ServiceNow.

Todos los directores ejecutivos ‒especialmente los de la talla de Donahoe‒ quieren dejar su huella en las empresas el primer año. A Donahoe se lo ve como un innovador tecnológico que no parece que vaya a sacudir demasiado las cosas en Nike, pero a la vista de los problemas culturales que surgieron en Nike el año pasado, uno nunca sabe con qué muerto en el ropero se encontrará Donahoe.

“Una de las razones por las que es director ejecutivo es que lleva en esto de la estrategia desde que se unió a la junta en 2014. Lo que dice es que es una persona muy digital y muy centrada en el comercio electrónico. Es hacia ahí hacia dónde va Nike”, dijo Sole.

Brian Sozzi