Mercados españoles abiertos en 8 hrs

Cádiz, primera gran ciudad española en reconocer que esta en quiebra

La otra cara de la moneda

Es el primer ayuntamiento de una gran capital de provincia que reconoce que está en quiebra por las deudas acumuladas y su incapacidad para hacer frente a los gastos actuales.

El alcalde de Cádiz,  José María González ‘Kichi’, de Podemos, lo ha reconocido abiertamente después de encargar varias auditorías internas.  Se trata de un ejemplo paradigmático de lo que ha ocurrido en muchas ciudades en los últimos años. Cádiz, por ejemplo, ha pasado de declarar una deuda con la banca hace 20 años, cuando llegó el PP al poder, de 75 millones a 275 millones ahora mismo.

A los proveedores se les debe 60 millones y el alcalde asegura que el tiempo medio de pago a este colectivo en mayo se situaba en 127 días cuando el límite legal fija 30. Ahora está en 121 días, sostienen desde su equipo. “La situación era ya insostenible cuando llegamos al ayuntamiento y ahora, cuando se vislumbra un cambio de gobierno y se aproximan las elecciones generales nos amenazan desde el Ministerio”, advierten a El Confidencial fuentes municipales.

[También de interés:  Así ha sido el espectacular sablazo que nos han dado sin pestañear con el IBI en la crisis]

El nuevo equipo municipal no ha anunciado cómo va a afrontar la situación.
El próximo 3 de septiembre el alcalde gaditano se reunirá con el Tribunal de Cuentas, organismo al que encargará una auditoría externa. En paralelo, el ayuntamiento tiene previsto abrir a través del portal de transparencia una “auditoría ciudadana” que sirva para consultar a los vecinos sobre la ejecución o el grado de cumplimiento de las principales inversiones y proyectos.

Tras la ley de Estabilidad Presupuestaria, los planes de pago a proveedores y sobre todo tras las elecciones del pasado mes de mayor y el vuelco político que se ha producido en muchos municipios, han proliferado como setas las revelaciones de situaciones financieras insostenibles generadas por los últimos gobiernos municipales.

Destacan los casos de Jerez, también en la provincia de Cádiz, Parla y Jaén. Son los municipios que más han elevado su deuda en los últimos cuatro años.
El de la ciudad que da nombre al famoso vino está en situación de quiebra. Gobernado en minoría por el PSOE con el apoyo de Ganemos Jerez e IU, ya ha acudido ya a nuevos préstamos del ICO para inyectar liquidez a las arcas.
En Parla, la anterior alcaldesa, aseguraba en marzo que el consistorio estaba en ‘quiebra técnica’ y que no había dinero’ en las arcas municipales. Su antecesor está en la cárcel, acusado en la trama Púnica.

El municipio de Jaén está prácticamente intervenido por el Ministerio de Hacienda ya que la deuda viva se incrementó en 235,15 millones en la última legislatura, con el PP, disparándose en un 360% respecto de la que existía cuando este partido recuperó el poder local. Ha pasado de los 91,11 millones que había a 31 de diciembre de 2011 a los 326,267 millones. Viendo estos datos, y los de otros muchos municipios de este sufrido país, sólo se puede acabar diciendo: ¡Vaya tropa que ha dirigido los destinos de estas ciuades y pueblos; sálvese quién pueda, que muchos siguen al mando!



IDNet Noticias
@Jorcha