Mercados españoles cerrados en 6 hrs 41 min
  • IBEX 35

    7.309,70
    -57,10 (-0,78%)
     
  • Euro Stoxx 50

    3.270,04
    -48,16 (-1,45%)
     
  • Dólar/Euro

    0,9817
    +0,0016 (+0,17%)
     
  • Petróleo Brent

    87,97
    +0,01 (+0,01%)
     
  • Oro

    1.672,50
    +0,50 (+0,03%)
     
  • BTC-EUR

    19.565,26
    -214,78 (-1,09%)
     
  • CMC Crypto 200

    436,20
    -7,23 (-1,63%)
     
  • DAX

    11.954,16
    -160,20 (-1,32%)
     
  • FTSE 100

    6.827,72
    -66,09 (-0,96%)
     
  • S&P 500

    3.585,62
    -54,85 (-1,51%)
     
  • Dow Jones

    28.725,51
    -500,09 (-1,71%)
     
  • Nasdaq

    10.575,62
    -161,88 (-1,51%)
     
  • Petróleo WTI

    83,06
    +3,57 (+4,49%)
     
  • EUR/GBP

    0,8739
    -0,0042 (-0,48%)
     
  • Plata

    19,43
    +0,40 (+2,08%)
     
  • NIKKEI 225

    26.215,79
    +278,58 (+1,07%)
     

El multimillonario que quiere imponer su ideología de derecha expandiendo su imperio mediático

·5 min de lectura
El empresario francés Vincent Bolloré vistió un traje tradicional  durante una ceremonia para conmemorar el 200 aniversario de su grupo en la capilla Kerdevot en Ergue-Gaberic, oeste de Francia, el 17 de febrero de 2022. (Foto de FRED TANNEAU/AFP vía Getty Images)
El empresario francés Vincent Bolloré vistió un traje tradicional durante una ceremonia para conmemorar el 200 aniversario de su grupo en la capilla Kerdevot en Ergue-Gaberic, oeste de Francia, el 17 de febrero de 2022. (Foto de FRED TANNEAU/AFP vía Getty Images)

El milmillonario francés Vincent Bolloré sigue dando de qué hablar a pesar de cumplió su promesa de retirarse al celebrar sus 70 años en abril del 2022.

La prensa europea no deja de escrudiñar sus andanzas desde que aceleró su empeño en ampliar su imperio mediático y girar sus líneas informativas para satisfacer los gustos de los votantes de derecha. Sus críticos tampoco le dan tregua por los métodos con los que ha multiplicado su fortuna, que alcanza los 12.200 millones de dólares estadounidenses.

El último apodo de Bolloré es el “Murdoch francés”, en alusión al magnate de origen australiano Rupert Murdoch, quien heredó un periódico a los 22 años después de la muerte de su padre, que construyó un negocio editorial tras ser corresponsal de guerra. A los 91 años, Murdoch tiene un patrimonio de 18.500 millones de dólares.

Si sigue el impulso de los últimos años, Bolloré pudiera superar los logros de Murdoch en el mediano plazo. Su holding, Bolloré SE, es un conglomerado en expansión de 20.000 millones de euros que controla efectivamente al gigante de medios Vivendi, con su compañía de cine y televisión Canal+, el canal de noticias CNews y Hachette, la tercera editorial más grande del mundo.

El foco actual del hombre de negocios es comprar acciones en sólidas empresas de medios para aumentar su poder en la generación de contenidos noticias, revistas, televisión de pago, cine, juegos y multimedia.

A principios del 2022, Bolloré adquirió el 9,9% del grupo español Prisa y unos días después solicitó aumentar su participación al 29,9%. Pero seis meses después desistió del intento sin ofrecer mayores explicaciones. El diario El Español informó que fuentes cercanas al conglomerado apuntaron que la operación no pudo concretarse por un “desentendimiento” con el gobierno de Pedro Sánchez.

El giro a la derecha

Bolloré es conocido en Francia como un negociante intransigente que suele obtener lo que quiere. También se creía que sus decisiones a la hora de adquirir medios se basaban en las métricas comerciales. Pero algunos analistas ahora consideran que su motivación es imponer una agenda ideológica conservadora.

“Si bien Rupert Murdoch siempre reconoció que perseguía objetivos ideológicos además de los negocios, Bolloré es conocido como católico, conservador, pero no estaba involucrado en una lucha ideológica”, dijo Alain Minc, ex asesor comercial de Bolloré según The Edge Markets. Al parecer, su postura moderada cambió recientemente.

La publicación explica que Bolloré emuló a Murdoch, quien intentó sacudir la estructura del poder en su Australia natal, al inmiscuirse en las elecciones presidenciales de abril usando su maquinaria mediática para apoyar al candidato ultraderechista y antinmigrante Eric Zemmour.

En su campaña, Zemmour exaltó la herencia católica de Francia y defendió una teoría de la conspiración conocida como “El Gran Reemplazo”, que sugiere que los cristianos blancos de Francia están siendo suplantados por los inmigrantes musulmanes de África.

Aunque Zemmour quedó rezagado en la cuarta posición de los comicios, sus opiniones quedaron vivas en las conversaciones políticas de Francia gracias a la cobertura otorgada por los influyentes medios de Bolloré.

Al igual que News Corp. de Murdoch, que durante décadas llevó sus productos culturales a más de 100 países, Bolloré está acumulando activos que pueden tener una influencia inmensa en los mercados fuera de Francia. Uno de sus caballos de batalla es Canal+, una plataforma similar a Netflix que suman 24 millones de suscriptores en 40 países.

La línea editorial de sus medios muestra una inclinación activa hacia la exaltación de “Dios y la patria” y se oponen a la promoción de la homosexualidad, el aborto y el islamismo.

El joven Bolloré

Bolloré es rico de cuna. Su familia era propietaria de una fábrica de papel fundada en el siglo XIX en la ciudad de Ergue-Gaberic en Bretaña, en el extremo occidental de Francia. Comenzó su carrera como banquero y se asoció a Edmond de Rothschild antes de asumir el control de la fábrica en la década de 1980.

La versión de la publicación L'insoumission sobre su primer éxito empresarial pintan a un hombre astuto e inescrupuloso. Relata que la fábrica de papel producía principalmente papeles para cigarrillos, biblias y materiales religiosos, pero en la década de 1970, la gente fumaba y rezaba menos. Entonces Bolloré “compró el negocio familiar al borde de la quiebra por dos francos. Luego, fue a la fábrica para encontrarse con los trabajadores y ofreció un trato que no podían rechazar”. O se quedaban en la calle o les reducía una quinta parte del sueldo.

Bolloré se ha visto envuelto en otras situaciones polémicas como la acusación de corrupción de agentes extranjeros, falsificación de documentos y complicidad en abuso de confianza por sus relaciones en Togo y Guinea.

El diario Le Monde ha titulado que Bolloré ha construido su imperio a base de golpes financieros.

"El industrial bretón ha logrado la mayoría de sus conquistas manteniéndose por debajo del umbral del 30% del capital, umbral a partir del cual se hace obligatoria una OPA (Oferta Pública de Adquisición )", escribía la periodista Isabelle Chaperon.

En el futuro, se espera que Bolloré continúe actuando como asesor de sus hijos, quienes han quedado a cargo de sus intereses financieros e ideológicos.

“Espero haber empujado a mis sucesores a tratar de defender la cultura francesa”, dijo Bolloré durante la audiencia en el Senado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

10 consejos para hacerte rico