Mercados españoles cerrados en 4 hrs 47 min

Senado de EE.UU. respalda a manifestantes de Hong Kong

Daniel Flatley
1 / 4

Senado de EE.UU. respalda a manifestantes de Hong Kong

(Bloomberg) -- El Senado de EE.UU. aprobó por unanimidad el martes un proyecto de ley destinado a apoyar a los manifestantes en Hong Kong y advertir a China contra una represión violenta de las manifestaciones, un marcado contraste con el presidente Donald Trump y su silencio sobre el tema.

La votación marca un desafío para el gobierno de Pekín, justo cuando Estados Unidos y China, las economías más grandes del mundo, buscan cerrar un acuerdo preliminar para poner fin a su guerra comercial. La medida del Senado requeriría revisiones anuales del estado especial de Hong Kong bajo la ley estadounidense para evaluar en qué medida China ha reducido la autonomía de la ciudad.

La posición de Hong Kong como centro financiero global ya ha sido sacudida por meses de protestas y respuestas policiales que se han vuelto cada vez más violentas. Los legisladores estadounidenses han expresado un fuerte apoyo a los manifestantes y advirtieron a China que no responda con violencia.

La legislación llega en un momento difícil para Trump, ya que su administración está tratando de completar la primera fase de un tan esperado acuerdo comercial con China. El vicepresidente, Mike Pence, dijo el martes que sería difícil para Estados Unidos firmar un acuerdo comercial con China si las manifestaciones en Hong Kong son manejadas con violencia.

“El presidente dejó en claro que será muy difícil para nosotros hacer un trato con China si hay violencia o si ese asunto no se trata de manera adecuada y humana”, dijo Pence en una entrevista con el locutor de radio de Indianápolis Tony Katz.

El líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, instó el lunes a Trump a expresar personalmente su apoyo a los manifestantes, lo que aún no ha hecho. Trump tampoco ha indicado si firmaría la legislación si llega a su escritorio.

La Cámara aprobó por unanimidad un proyecto de ley similar el mes pasado, pero ligeras diferencias significan que ambas cámaras aún tienen que aprobar la misma versión antes de enviarla al presidente.

Apoyo unánime

La medida del Senado fue aprobada por unanimidad, lo que significa que no hubo votación nominal porque ningún senador se opuso. El principal patrocinador del proyecto de ley, el senador republicano Marco Rubio, de Florida, dijo en Twitter antes de la votación del martes que el proyecto de ley, S. 1838, “se dirigirá a la Cámara de Estados Unidos y luego, con suerte, rápidamente al Presidente”.

Esa es una opción: la Cámara simplemente podría asumir el proyecto de ley del Senado. La otra opción sería conciliar las diferencias entre las dos versiones y hacer que ambas cámaras voten sobre el proyecto de ley arreglado.

El representante Chris Smith, de Nueva Jersey, el principal patrocinador republicano del proyecto de ley en la Cámara de Representantes, dijo que espera que los Comités de Asuntos Exteriores y de Relaciones Exteriores del Senado adopten la última opción para resolver las pequeñas diferencias. Dijo que el compromiso resultante podría incluirse en un proyecto de ley de defensa programado para una votación a finales de este año.

“Tenemos que aprobarlo y debemos aprobarlo rápidamente”, dijo Smith. La legislación dice a los manifestantes que “el Congreso les respalda, que apoyamos plenamente la democracia y el estado de derecho en Hong Kong”.

“Le dice a Xi Jinping que hay un precio”, dijo sobre el presidente de China. “Hay una disposición tras otra que dice ‘no estamos bromeando’”.

El proyecto de ley también sancionaría a los funcionarios chinos considerados responsables de socavar la autonomía de Hong Kong.

‘Búsqueda de poder’

El Ministerio de Relaciones Exteriores de China ha advertido en repetidas ocasiones que habría “fuertes contramedidas” si se aprueba dicha legislación. Eso podría complicar las delicadas negociaciones entre las dos economías más grandes del mundo para llevar el acuerdo comercial a la meta.

“Lo que ya era complicado se volvió más complicado, y la aprobación del proyecto de ley se suma a la creciente lista de razones políticas por las cuales es improbable que Xi y Trump encuentren terreno común”, asegura Jude Blanchette, experto en China en el Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales. “Si bien Xi tiene más control sobre el entorno político interno en China, no es inmune a la mala óptica de negociar con un gobierno que, según él, está alterando su propio sistema político”.

La línea de tiempo para completar el acuerdo comercial podría colisionar con esta legislación que llega al escritorio de Trump. Un asistente del Congreso dijo que la medida del Senado fue redactada con la ayuda de funcionarios del Tesoro y del Departamento de Estado, pero un alto funcionario de la administración advirtió el lunes que el sello de aprobación de Trump es el único que importa.

Debido a que el proyecto de ley de Hong Kong se aprobó tanto en la Cámara como en el Senado sin que un solo legislador se opusiera, probablemente habría suficiente apoyo para anular un veto presidencial.

“La votación de hoy envía un mensaje claro de que Estados Unidos continuará apoyando al pueblo de Hong Kong mientras luchan contra el imperialismo de Pekín”, dijo el senador republicano Josh Hawley, de Missouri “La búsqueda del poder del Partido Comunista Chino en toda la región es una amenaza directa para la seguridad y la prosperidad de Estados Unidos”.

Nota Original:U.S. Senate Unanimously Passes Bill Backing Hong Kong Protesters

--Con la colaboración de Naoreen Chowdhury, Jenny Leonard y Jordan Fabian.

Para contactar al editor responsable de la traducción de esta nota: Carlos Manuel Rodriguez, carlosmr@bloomberg.net

Reportero en la nota original: Daniel Flatley en Washington, dflatley1@bloomberg.net

Editores responsables de la nota original: Joe Sobczyk, jsobczyk@bloomberg.net, Anna Edgerton, Larry Liebert

For more articles like this, please visit us at bloomberg.com

©2019 Bloomberg L.P.