Mercados españoles cerrados
  • S&P 500

    3.926,38
    -47,37 (-1,19%)
     
  • Nasdaq

    11.210,75
    -324,52 (-2,81%)
     
  • NIKKEI 225

    26.748,14
    -253,38 (-0,94%)
     
  • Dólar/Euro

    1,0739
    +0,0043 (+0,40%)
     
  • Petróleo Brent

    113,85
    +0,43 (+0,38%)
     
  • BTC-EUR

    27.220,11
    -400,19 (-1,45%)
     
  • CMC Crypto 200

    651,83
    -4,00 (-0,61%)
     
  • Oro

    1.864,30
    +16,50 (+0,89%)
     
  • HANG SENG

    20.112,10
    -357,96 (-1,75%)
     
  • Petróleo WTI

    110,13
    -0,16 (-0,15%)
     
  • EUR/GBP

    0,8570
    +0,0077 (+0,91%)
     
  • Plata

    22,07
    +0,35 (+1,60%)
     
  • IBEX 35

    8.631,20
    +5,40 (+0,06%)
     
  • FTSE 100

    7.484,35
    -29,09 (-0,39%)
     

Marta Riesco y Anabel Pantoja: crónica de su repartición de estopa en Sálvame

  • ¡Vaya!
    Se ha producido un error.
    Vuelve a intentarlo más tarde.
  • ¡Vaya!
    Se ha producido un error.
    Vuelve a intentarlo más tarde.
·5 min de lectura
En este artículo:
  • ¡Vaya!
    Se ha producido un error.
    Vuelve a intentarlo más tarde.
  • ¡Vaya!
    Se ha producido un error.
    Vuelve a intentarlo más tarde.

Por Mike Medianoche. - Este martes Sálvametuvo dos grandes protagonistas: una colaboradora y una periodista de otro programa de Telecinco. Hablamos de Anabel Pantoja y de Marta Riesco. Durante una conexión de Kike Calleja con la pareja de Antonio David Flores estalló una pequeña guerra que acabó con la promesa de denuncias, dardos a las relaciones familiares y otros muchos frentes abiertos. Pero para entender el espectáculo de la tarde de ayer hay que ponerse en antecedentes.

Marta y Anabel se conocen desde hace años, pues la Riesco era muy amiga de Isa Pantoja, su prima. El 31 de diciembre de 2019, Anabel Pantoja contempló una particular escena en la finca Cantora, pues dos chicas protagonizaron una escena muy subida de tono en la misma durante una fiesta de bienvenida al año nuevo. Un tema del que se habló en el pasado y mucho en Sálvame. Y a estas alturas, dos años después, hemos conocido que una de ellas podría tratarse de Marta Riesco, si bien Anabel Pantoja nunca la ha señalado como tal.

Esto ha hecho estallar a la periodista, que cargó duro contra Anabel y la amenazó con verse las caras en los tribunales. “Va a tener que dar muchas explicaciones a la justicia. Voy por lo civil y por lo penal contra Anabel Pantoja. Yo sí creo en la Justicia”, decía Riesco, que se venía más arriba todavía hasta el punto de decirle a Anabel que se tenía que ir “a un banquillo, como tu tía”.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

Esas palabras cayeron como un jarro de agua a Anabel, pues ella “Que seas muy feliz con tu novio y que tengas mucha salud, tú llévame donde quieras. A mi tía ni la toques porque tú sí la tocaste en Sevilla para sacarle una entrevista. Eres una mamarracha”, le respondía Pantoja.

Con esta intervención, Marta Riesco da en parte la razón a aquellos que aseguran que tiene interés en ser personaje de corazón y que le gusta estar en el centro de todas las miradas mediáticas. Ella, sin embargo, lleva negando la mayor desde que se confirmase que ella y Antonio David son pareja sentimental.

Marta quiere que la veamos como una periodista, defiende su formación y su carrera profesional, e incluso atacó a Anabel por estar sentada en un programa solo por haber nacido en una familia famosa. Para la influencer esto no es algo negativo: ella siempre se ha mostrado orgullosa de sus apellidos y sus raíces, admite que llegó ahí por ser sobrina y prima de famosos, pero sabe que si ha permanecido en televisión tantos años es porque algo hace bien. Y no está dispuesta que la que fuese amiga de prima Isa la deje mal, y hasta la ha llamado Marta Riesca como pequeño ataque.

MADRID, SPAIN - JANUARY 12: Marta Riesco leaves work on January 12, 2022, in Madrid, Spain. (Photo By Jose Ramon Hernando/Europa Press via Getty Images)
MADRID, ESPAÑA - 12 DE ENERO: Marta Riesco deja el trabajo el 12 de enero de 2022 en Madrid, España. (Foto de José Ramón Hernando/Europa Press vía Getty Images)

A Riesco, sin embargo, muchos le cantan las cuarenta. Porque a veces le dan arrebatos de intimidad y no dice ni mu sobre su vida privada, y hasta está ausente en espacios que contaban con su intervención. El día que saltó la liebre de Antonio David, Joaquín Prat hizo un llamamiento a Marta mirando a cámara y le dijo que tenía que estar en el plató de El programa de Ana Rosa dando la cara.

Durante las últimas semanas Sálvame (que es de una productora diferente de El programa de Ana Rosa y Ya es mediodía / Ya son las ocho) han escarbado en el pasado de Marta, y han mostrado que aunque es periodista siempre le gustó la fama. Fue Miss, y en Aquí hay tomate le dieron el título de Miss Fea, que ella aceptó encantada porque suponía un poquito de atención. Buscó pareja en un programa de Antena 3 (en el que tiró los tejos sutilmente al presentador, Michel Brown, de Pasión de Gavilanes) y hasta intentó representar a España en el Festival de Eurovisión con un grupo que tuvo. Periodismo, moda, canción, todo le viene bien a esta muchacha si hay una cámara delante.

Eso sí, a estas alturas no le gusta que se hurgue en su pasado, pero por una razón:el aspecto de entonces no es el de ahora, se ha hecho retoques -sobre todo en la nariz-, se saca más partido. Y ella no se siente cómoda con su cara de entonces y quiere enterrar esas imágenes. En Sálvame, por tocar las narices y nunca mejor dicho, las ponen de vez en cuando, incluso sacando el programa de citas de Antena 3 (y eso que Mediaset no permite que otros hagan zapping de sus contenidos, hasta el punto de que no comparten nada en YouTube).

Para hacernos entender que ella es periodista y no personaje Marta lanza al aire frases como que nunca la veremos en un reality, como si eso fuese algo malo. Como si compañeros de profesión como Luis Rollán, Chelo García-Cortés, Isabel Rábago o incluso Consuelo Berlanga, Agustín Bravo e Irma Soriano no hubiesen tenido que ir a uno como un trabajo televisivo más.

Ahora solo nos falta estar pendientes a la actualidad y comprobar cómo evoluciona la cosa, si Marta sigue sacando ese lado más salsero en el que amenaza con denuncias y genera contenidos, o si se queda en televisión como una periodista al uso más. Eso sí, como dijo Gema López, en el caso de que denuncie a Anabel habría que ver la razón, si por haber mentido al insinuar que tuvo alguna escena subida de tono con otra chica en Cantora, o sencillamente por haber manchado su honor.

Más historias que podrían interesarte:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente