Mercados españoles cerrados

Los cantantes y compositores que se hacen de oro con la Navidad

Cada año que pasa, cuando todavía no se han agotado las anécdotas de la cena de Acción de Gracias, ya empieza a respirarse el espíritu navideño. Luego comienza diciembre y casi todos en el planeta Tierra empezamos a vivir en esa atmósfera de cierre de un ciclo, compras, decoración del hogar y celebración. Y claro está: no hay Navidad sin música navideña.

De hecho, las canciones pop navideñas son un género en sí mismas… y un jugoso negocio para artistas y productores. Desde que existe el servicio de transmisión de música Spotify, las 13 canciones navideñas más populares han acumulado mil millones de reproducciones entre ellas.

Solamente el más popular de los temas, All I want for christmas is you (Todo lo que quiero para Navidad eres tú), escrito en 15 minutos y grabado por Mariah Carey, representa 210 millones de reproducciones de ese total. Desde que en 1994 saliera al aire, esta canción ha logrado 60 millones de dólares en regalías.

Mariah Carey en el videoclip de la canción All I want for christmas is you.

Los más escuchados

Además del tema de Carey, otros clásicos navideños suenan con asiduidad en los hogares, salones de fiestas y establecimientos comerciales de todo el mundo.

Estos son algunos de los más exitosos: The Holiday Album, el álbum que el clarinetista Kenny G lanzó en 1994; Last Christmas, de Wham; The Fairytale of New York, de The Pogues; y Merry Xmas Everybody, de Slade.

Eso, sin olvidar a The Beach Boys, Diana Ross, Stevie Wonder, Jonie Mitchell, The Eagles, John Lennon y el eterno Frank Sinatra.

Los países más navideños

Ellos mismos, o sus herederos, verán en estas Navidades cómo su caja contadora sigue creciendo.

Sin embargo, a pesar de ser un fenómeno masivo en casi todas partes del mundo en estas fechas, el atractivo de la música festiva varía significativamente según la geografía.

Spotify le proporcionó a The Economist datos sobre las escuchas en Navidad a lo largo de 35 países, así como en cada uno de los estados de EEUU, según un registro tomado día a día durante los dos meses previos a la Navidad de 2016.

Por ejemplo, se ha sabido que una de cada seis canciones transmitidas en Spotify en Suecia y Noruega durante diciembre del año pasado pertenece al referido género navideño, lo que coloca a estas naciones dentro de las primeras en el consumo de melodías festivas.

Sin embargo, en ese mismo período, pero en Brasil, un país con una proporción comparable de cristianos, solo una canción de cada 150 tenía tema navideño.

Mientras, los hábitos de escucha en Estados Unidos también varían, aunque en menor grado: en New Hampshire, por ejemplo, las canciones navideñas representaron una de cada nueve transmisiones, mientras que en Nevada, el estado donde esas melodías son menos comunes, era una de cada 20.

Factores claves

¿A qué se deben entonces estas diferencias entre el apetito de los usuarios de Spotify por la música festiva? Después de comparar los datos de transmisión diaria con un número de elementos, parece que las horas del día, el clima y la religiosidad son grandes factores de conducta.

Luego de tener en cuenta la cantidad de tiempo restante antes de Navidad y el día de la semana -estas canciones son más populares los fines de semana- resulta que el consumo de música navideña es más frecuente en los países que tienen menos horas de luz y un clima más húmedo.

En una muestra de 25 países del hemisferio norte, cada hora adicional de oscuridad corresponde a un aumento de tres puntos porcentuales en la cantidad de música festiva consumida en Spotify.

Además, el clima también afecta. Se ha sabido que durante los días de lluvia la escucha de este género aumenta en 0.5 puntos porcentuales con relación a los días secos.

En Estados Unidos, este fenómeno parece igualmente cambiante según los estados. Una hora adicional de oscuridad aumenta la escucha en 1.5 puntos porcentuales, al tiempo que el clima más frío trae consigo un ligero aumento del consumo. Se ha demostrado que un descenso de 10 grados Celsius en la temperatura diaria promedio de un estado se asocia con un aumento de 0.1 puntos porcentuales en la transmisión de canciones de Navidad.

Pero el cambio más drástico ha quedado reservado para los días de nevadas, cuando se produce un aumento de dos puntos porcentuales en la transmisión de este género. También, en los estados en que se reporta un mayor número de personas que asisten a cultos religiosos se produce una mayor propensión a escuchar música con temas navideños.

Tras todo esto, resulta preocupante para la industria musical que, de producirse un 20% menos de días de nieve en Estados Unidos durante noviembre y diciembre, las regalías del contagioso éxito de Mariah Carey se verían reducidas en unos 10,000 dólares.

 

Artículos relacionados que también te podrían interesar:

Los mejores juguetes de la temporada les enseñan a los niños a programar

Los mercadillos navideños que deberías visitar si adoras la Navidad