Mercados españoles abiertos en 5 hrs 31 min
  • S&P 500

    3.310,11
    +39,08 (+1,19%)
     
  • Nasdaq

    11.185,59
    +180,72 (+1,64%)
     
  • NIKKEI 225

    23.134,21
    -197,73 (-0,85%)
     
  • Dólar/Euro

    1,1692
    +0,0014 (+0,12%)
     
  • Petróleo Brent

    38,01
    +0,36 (+0,96%)
     
  • BTC-EUR

    11.582,14
    +81,39 (+0,71%)
     
  • CMC Crypto 200

    265,30
    +22,62 (+9,32%)
     
  • Oro

    1.875,30
    +7,30 (+0,39%)
     
  • HANG SENG

    24.486,07
    -100,53 (-0,41%)
     
  • Petróleo WTI

    36,52
    +0,35 (+0,97%)
     
  • EUR/GBP

    0,9035
    +0,0003 (+0,03%)
     
  • Plata

    23,56
    +0,20 (+0,86%)
     
  • IBEX 35

    6.411,80
    -62,60 (-0,97%)
     
  • FTSE 100

    5.581,75
    -1,05 (-0,02%)
     

¿Llega la semana laboral de cuatro días?

Jaime Quirós
·3 min de lectura

La pandemia del coronavirus ha forzado un nuevo contexto laboral del que surgen nuevas posibilidades y planteamientos. La vuelta a las oficinas de todos los trabajadores no parece aún una opción viable, por lo que el teletrabajo, lejos de ser una solución circunstancial ante el confinamiento, podría haber llegado para quedarse. Con un nuevo entorno laboral, aparecen también nuevos retos que solventar. Nuevas estrategias podrían alterar incluso algunos de los aspectos más asentados de la vida laboral, como la duración de la semana.

Andrew Barnes, consejero delegado de la empresa de asesoramiento financiero a particulares Perpetual Guardian, implantó la jornada de cuatro días en su compañía en 2018. De este periodo obtuvo unos resultados favorables, de los que destacó una plantilla con menores niveles de estrés, mayor creatividad y mejor cohesión de grupo. Microsoft también hizo una prueba durante el mes de agosto de 2019 cerrando su filial en Japón durante los viernes de agosto, una medida que provocó un incremento de productividad del 40% respecto al mismo mes del año anterior.

La pandemia ha puesto de manifiesto que adoptar la semana laboral de cuatro días puede ser beneficioso para las empresas - Getty Creative.
La pandemia ha puesto de manifiesto que adoptar la semana laboral de cuatro días puede ser beneficioso para las empresas - Getty Creative.

Un fin de semana largo no es la mejor opción

Andrew Barnes, empresario neozelandés fundador de la plataforma que promueve la semana laboral de 4 días, ha escrito un libro sobre su experiencia. En él aclara algunos de los aspectos de cómo implantar esta medida, y explica además que no siempre la mejor opción para organizar una semana laboral más corta es un fin de semana de tres días. Se trata de garantizar una semana más reducida, pero el trabajador debe de tener la posibilidad de elegir en qué momento le es más beneficioso. "En nuestra empresa, algunas personas se toman un día libre, otras toman dos medios días, otros trabajan cinco días, pero en una jornada más comprimida”, explica.

Empresas asesoradas por Barnes, como la compañía de software Monogram, probaron primero el viernes como día libre, pero después descubrieron que no era la mejor opción. Un fin de semana de tres días alarga demasiado el tiempo lejos del trabajo y hace que el lunes sea más duro retomar al ritmo. En su caso, la decisión final fue declarar los miércoles como jornada libre, de manera que las semanas se separan en dos tramos laborables.

Esta opción puede no ser la más favorable para todos los sectores. De hecho, en un empleo en el que el salario se obtiene por horas podría ser incluso perjudicial, ya que el trabajador perdería ocho horas remuneradas cada semana. En este sentido, habría que estudiar cada caso para ver si este tipo de trabajo funciona.

Aún así, su implantación en algunas industrias podría suponer un empuje definitivo a la economía y a la creación de empleo. Gobernantes como la primera ministra neozelandesa, Jacinda Ardern, ya han apelado a las empresas implanten esta semana laboral de cuatro días para impulsar la recuperación tras la pandemia.

Muchos de los trabajadores coinciden que desde la implementación del teletrabajo las jornadas laborales se han dilatado y que es mucho más difícil desconectar. El tiempo de descanso es necesario para garantizar la productividad. Los españoles dedicamos aproximadamente 40 horas de nuestra semana nuestros trabajos.

Con el escenario tan incierto que plantea la pandemia, parece oportuno repensar algunas de las condiciones y realidades que tienen que ver con el mundo laboral. La semana laboral de cuatro días ha dejado de ser una opción descabellada y utópica para convertirse en una posible realidad de un futuro más bien cercano.

Laotracaradelamoneda

IDNET Noticias