Mercados españoles abiertos en 33 mins.

Un Jeff Bezos 'transformer' nos muestra su apuesta clara por las renovables (y su tipazo)

Jose Mendiola
(IntoTheWind)

No cabe duda de que el tiempo cambia a las personas y por desgracia, en lo físico, la madre naturaleza no suele tener piedad... aunque no para todo el mundo. El genial Jeff Bezos se ha subido a lo alto de una hélice generadora de energía para mostrarnos su nueva aventura, pero de paso y sin que podamos evitarlo, su gran transformación y excelente forma física. Un aspecto aguerrido y sujeto por arneses, el fundador de Amazon no duda en romper una botella de lo que parece ser champán sobre la gigantesca hélice.

Este gesto tan clásico de inauguración, hasta la fecha, más habitual en la botadura de un barco, abre paso al que es el mayor parque eólico de la compañía. Sus cien turbinas ubicadas en Scurry County, en el estado de Texas, proporcionarán electricidad limpia y renovable a más de 330.000 hogares de la zona. El 'botellazo' ha tenido lugar a apenas unos días del amargo comunicado de Greenpeace en el que se acusaba a la compañía de no ser clara en la huella ecológica de su actividad.

(Twitter @dissruption)

La figura de un atlético Bezos parece acallar con autoridad las críticas vertidas por la organización ecologista en caliente, pero la estampa transmite mucho más de lo que aparenta: el emprendedor aparece subido en lo más alto de la hélice y sobre el rotor, siendo filmado por un drone al que sigue con mirada desafiante; un "aquí estoy yo" que reivindica la pujanza de toda una trayectoria que trasciende, en buena lógica, lo profesional.

Sin embargo, la secuencia de la turbina tiene mucho más recorrido del que inicialmente puedas pensar: un equipo de Amazon se entrenó en escalada y acompañó a Bezos hasta lo más alto en una ascensión que el emprendedor disfrutó al máximo. Había que subir... y bajar, y todo estaba perfectamente organizado. ¿Qué sucedía con los cristales rotos del botellazo? Hasta eso se tuvo en cuenta y se aseguró que nadie resultara herido y que la turbina no se viera afectada.

Twitter Jeff Bezos