Mercados españoles abiertos en 5 hrs 51 min

El IBEX 35 celebra una década desde sus máximos históricos, los 15.945 puntos

 

Madrid, 8 nov (EFE).- El principal indicador de la Bolsa española, el IBEX 35, intenta reconquistar los 10.200 puntos el día que celebra su décimo aniversario desde los máximos históricos de 15.945,7 puntos que registró el 8 de noviembre de 2007.

En la sesión de aquel día, el BCE (Toronto: BCE-PRA.TO - noticias) mantenía los tipos de interés, en el 4 %, pese al repunte de la inflación y en España, el Banco Santander (Amsterdam: 817651.AS - noticias) subía un 3,88 % tras la venta del italiano Antonveneta a Monte dei Paschi (Milan: BMPS.MI - noticias) di Siena por 9.000 millones de euros.

Ahora, diez años después de aquellos máximos, el IBEX 35 se mueve un 56 % por debajo de su cota histórica, después de un periodo turbulento en el que llegó a marcar mínimos en 5.956,3 puntos durante el verano de 2012, cuando España se vio obligada a pedir el rescate financiero.

Durante esta década, el selectivo vivió su mejor sesión en mayo de 2010, cuando consiguió una subida del 14,43 % después de que la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional acordaran crear un fondo de hasta 750.000 millones de euros para dar liquidez a los socios con problemas de solvencia y defender al euro.

Por el contrario, el peor día para el IBEX 35 en estos años fue la jornada siguiente a que la mayoría de los británicos decidieran abandonar la Unión Europea, el llamado "brexit", cuando el índice perdió un 12,35 % y unos 62.200 millones de euros de capitalización.

El mercado español logró mantenerse algo al margen del estallido de la crisis de las hipotecas "subprime" -de alto riesgo- en EEUU en el verano de 2007, año en el que el IBEX 35 se revalorizó el 7,3 %.

Sin embargo, lo que vino después hizo que el índice viviera su peor año bursátil tras la quiebra de gigantes como Lehman Brothers o la intervención de numerosos bancos en todo el mundo y en 2008 el IBEX 35 se dejó por el camino un 39,4 %, el mayor batacazo anual de su historia, con el crédito bancario prácticamente cerrado y la economía española ya en recesión.

En 2009, la Bolsa española recuperaba gran parte de lo perdido y conseguía subir un 29,8 % en el acumulado del año, con la decisión del BCE de bajar el precio del dinero y cuando parecía que algunos países mostraban señales de recuperación.

Pero unos meses más tarde reapareció la desconfianza, tanto que Grecia e Irlanda tuvieron que ser rescatados en 2010 por la Comisión Europea, el BCE y el FMI; ese año el IBEX 35 cayó un 17,4 %.

En los años posteriores, Portugal y Chipre también tuvieron que pasar por el rescate, a la vez que los bancos centrales se vieron obligados a tomar medidas para dotar de liquidez al mercado, mientras que España tuvo que pedir ayuda a sus socios europeos para evitar la quiebra de Bankia (Amsterdam: QU8.AS - noticias) y otras entidades más pequeñas.

El selectivo español cerró los años 2011 y 2012 con caídas del 13 % y del 4,7 %, respectivamente.

Al año siguiente, y animado por la recuperación de la actividad económica en España, el IBEX 35 se apuntaba una subida del 21,4 %, pero ese optimismo se rebajó en 2014, cuando el índice acabó con una subida del 3,6 %, aunque luego vendrían las caídas del 7,1 % en 2015 y del 2 % en 2016.

En estos últimos años, el mercado español se ha visto afectado por la inestabilidad política en países como Italia o ante la posibilidad de que Grecia abandonara el euro, a lo que hay que añadir la caída en el precio del crudo o el inicio del alza de los tipos de interés en Estados Unidos.

En cuanto a los valores que han formado parte del IBEX 35 desde aquel noviembre de 2007 hasta hoy, Inditex (Amsterdam: IT6.AS - noticias) y Banco Sabadell protagonizan las dos caras de la moneda.

Mientras que la firma textil es el valor que más sube desde entonces, cerca de un 334 %, el banco se coloca a la cabeza de los retrocesos y cede alrededor de un 60 % desde entonces.