Mercados españoles abiertos en 2 hrs 30 min

Gasolina a US$1 es una advertencia para economía estadounidense

Jeffrey Bair y Jackie Davalos
1 / 2

Gasolina a US$1 es una advertencia para economía estadounidense

(Bloomberg) -- Londres, Kentucky, se ha convertido en la primera ciudad de EE.UU. donde los precios en las bombas caen por debajo de US$1 por galón, a medida que los cierres relacionados con el coronavirus detienen el tránsito en todo el país; pero no será la última.

Algunas otras están listas para unirse al club en los próximos días, ya que la pandemia aplasta la demanda de combustible y lleva a la economía al borde de una recesión. Si bien el combustible barato generalmente estimula a los estadounidenses que consumen mucha gasolina para que salgan a las carreteras, la última caída de los precios augura tiempos oscuros por delante.

“Casi no se puede ni regalarla”, asegura Paul Bingham, economista jefe de transporte de IHS Markit Ltd. “La elasticidad del precio ha cambiado totalmente. Es una destrucción total a pedido”.

A nivel nacional, los precios en las bombas se dirigen a profundidades no vistas desde la Gran Recesión. Se espera que la gasolina al por menor tenga un promedio de US$1,99 por galón en las próximas 72 horas y caiga a US$1,49 a mediados de abril, su nivel más bajo en 16 años, según Patrick DeHaan, jefe de análisis de petróleo de GasBuddy.

La recesión se produce cuando grandes extensiones del país están bajo órdenes de contención, en un esfuerzo por frenar el virus que ha matado a más de 15.000 personas en todo el mundo. El desempleo en Estados Unidos aumentará a 30% este trimestre, mientras que el PIB puede caer en un 50%. En ese entorno, los bajos precios de la gasolina no inducirán el consumo de la forma en que lo hacen habitualmente, y pueden ser otro indicador de una economía en dificultades.

Illinois podría ser el próximo en ver caer el combustible por debajo de US$1, con la venta al por mayor de gasolina en Chicago a un precio récord de 20 centavos el lunes por la mañana, según datos de Bloomberg. Las estaciones de servicio en Ohio y Wisconsin también pueden ver bajas si los precios siguen cayendo, dice DeHaan.

Los precios en las bombas siguen a los futuros de gasolina a la baja. Los futuros en Nueva York cayeron 63% solo en marzo, ya que las medidas de contención del coronavirus se apoderan de las principales ciudades de EE.UU., lo que empuja al país a un punto muerto económico.

Los precios caerían aún más si no fuera por los conductores de entrega de alimentos y los camioneros de larga distancia, quienes tienen una gran demanda ahora que más estadounidenses se autoaislan.

Según GasBuddy, la última vez que una estación de servicio individual vendió combustible por menos de US$1 fue en 2016 en Iowa. El promedio nacional estuvo en ese nivel por última vez en 1999, según muestran datos del gobierno de EE.UU.

Si bien la gasolina a US$1 no es típica, “podríamos ver precios minoristas sostenidos en agosto”, asegura Andy Lipow, presidente de Lipow Oil Associates en Houston.

“Estamos en un territorio desconocido”, dijo Bingham. “No se trata solo de patrones de trayecto como ir a trabajar, son otros indicadores que van de la mano con la economía y el consumo de gasolina. Esa conmoción va a exceder lo que vimos en la Gran Recesión”.

Nota Original:‘Can’t Even Give It Away’: Gasoline at $1 Is Warning for Economy

For more articles like this, please visit us at bloomberg.com

Subscribe now to stay ahead with the most trusted business news source.

©2020 Bloomberg L.P.