Mercados españoles cerrados

España, referente en deporte pero a la cola para captar talento en otras áreas

Jaune Quirós – Nuestro país es un caladero de talento en muchos aspectos y vertientes. Desde grandes deportistas como Rafa Nadal, que son un referente a nivel mundial, a artistas como Alejandro Sanz, absolutamente respetado a los dos lados del Atlántico. Y ni que decir de la selección española de fútbol, que en el año 2010 sorprendió a todo el planeta con una dosis de arte con la consecución del mundial

No cabe duda de que el éxito en muchos campos y el ser español es algo que va de la mano. Aunque no en todos los ámbitos. De hecho, es realmente revelador los datos de captación de talento en España en comparación con otras regiones. Y es que España se sitúa en la posición 32 en la lista de los países más competitivos del mundo a la hora de atraer talento, dos puestos por encima que en el 2016, según el Ranking de Talento Mundial 2017 de la escuela de negocios IMD, que establece la competitividad de un total de 63 naciones.

Lo verdaderamente interesante es que, a pesar de mostrar una mejoría en relación a los datos del año pasado, nuestro país sigue bastante retrasado en relación las principales potencias europeas con las que podría competir sin ningún problema con la excepción de Italia, que se encuentra en el puesto 36.

También de interés: ¿Es cierto que por fin los españoles no tienen miedo al fracaso en sus proyectos?

EFE

En una tabla que lideran Suiza, Dinamarca y Bélgica, IMD realiza una evaluación de los métodos que tienen los países para captar, impulsar y quedarse el talento que requieren las empresas para ser más prósperas. En esta línea, España logra una puntuación de 60,70 puntos sobre 100. Por debajo de otros países como Francia o Alemania.

Así pues, las debilidades de España, según este estudio, se podrían centrar en la escasa prioridad que las compañías fijan hacia la atracción y retención del talento. Esto ubica a nuestro país en el puesto 59, prácticamente a la cola. Al mismo tiempo, destacan la carencia de formación de los empleados (puesto 58) y las limitaciones en las habilidades de aprendizaje de las lenguas (puesto 56). En definitiva, muchos aspectos en los que mejorar y que provocan el sonrojo.

Sin embargo, entre los aspectos más fuertes de España para desarrollar y captar talento sobresale la infraestructura de salud. A este respecto el estudio señala que “cubre las necesidades de la sociedad” colocando a España en el noveno lugar de la categoría.

No es oro todo lo que reluce en España, ni mucho menos. Aún queda mucho camino por recorrer y evitar que el talento se escape, como también sucedió en la época de la crisis financiera. La necesidad de mejora es palpable. Pero con trabajo y voluntad todo llega.

IDNet Noticias