Mercados españoles cerrados
  • S&P 500

    3.435,56
    -7,56 (-0,22%)
     
  • Nasdaq

    11.484,69
    -31,80 (-0,28%)
     
  • NIKKEI 225

    23.639,46
    +72,42 (+0,31%)
     
  • Dólar/Euro

    1,1867
    +0,0038 (+0,32%)
     
  • Petróleo Brent

    41,73
    0,00 (0,00%)
     
  • BTC-EUR

    10.895,38
    +1.547,99 (+16,56%)
     
  • CMC Crypto 200

    258,41
    +13,52 (+5,52%)
     
  • Oro

    1.927,70
    -1,80 (-0,09%)
     
  • HANG SENG

    24.754,42
    +184,88 (+0,75%)
     
  • Petróleo WTI

    40,00
    -0,03 (-0,07%)
     
  • EUR/GBP

    0,9021
    -0,0111 (-1,22%)
     
  • Plata

    25,18
    -0,06 (-0,24%)
     
  • IBEX 35

    6.811,50
    -115,80 (-1,67%)
     
  • FTSE 100

    5.776,50
    -112,72 (-1,91%)
     

Tus próximas entrevistas laborales serán así: robots, chats, videollamadas...

Jaime Quirós
·3 min de lectura

La vida laboral es uno de los conceptos que más se han visto alterados por la pandemia. La excepcionalidad generada por el distanciamiento social diluyó los límites entre la vida profesional y personal cuando las oficinas conquistaron nuestros hogares. Pero la obligada implantación del teletrabajo, sobre todo, aceleró de manera abrumadora la digitalización de todos los procesos productivos que intervienen en ella.

Dentro de este nuevo contexto, la entrevista laboral tradicional y presencial es otra de las muchas certezas con las que ha acabado el virus. Las entrevistas virtuales son una ineludible realidad para la que debemos estar preparados, y no solo eso, sino que ahora parte de los procesos de selección pasarán a ser gestionados por inteligencia artificial. Pero así son las reglas del juego. El nuevo capítulo de este presente cada vez más distópico.

Portrait of happy beautiful stylish young woman in glasses sitting, looking at her laptop screen on video call and giving hand to handshake, toothy smile. indoor studio shot, cafe, office background.
Los reclutadores están incrementando el uso de inteligencia artificial (IA) para realizar el primer filtro de candidatos. Foto: Getty Creative.

Para los amantes y detractores de la inteligencia artificial, para los defensores de las nuevas tecnologías y para los más escépticos –porque todo lo desconocido genera una cierta desconfianza– llegan estos nuevos procesos de selección gestionados por máquinas. Y es que los reclutadores están incrementando el uso de inteligencia artificial (IA) para realizar el primer filtro de candidatos. La IA va aprendiendo de las búsquedas anteriores, mejora sus logaritmos y los aplica para ampliar la capacidad de reclutamiento. Según una encuesta de LinkedIn, la IA intervino en el 67% de las búsquedas en 2018.

Una vez que alguna empresa se interesa en el candidato, ambas partes intervienen en un proceso comunicativo que puede incluir mails o vídeos pregrabados, o hacerse de forma síncrona, con mensajes, conversaciones de WhatsApp y entrevistas en directo por medio de alguna plataforma. La realidad actual obliga a contemplar el hecho de que el proceso de selección no culminará con un encuentro presencial entre los protagonistas.

Las empresas de tecnología han sido las primeras en adaptarse a esta nueva realidad porque muchas de ellas ya contaban con equipos y plataformas de gestión del talento para realizar entrevistas de manera virtual. Para los más anclados en la era analógica, ha sido una improvisación constante, pero existen muchas herramientas disponibles en la web que facilitan todo este proceso.

Cómo funcionan los nuevos procesos de selección

Para complementar el CV tradicional, encontramos plataformas que ofrecen la posibilidad, por ejemplo, de subir videos breves de 90 segundos para responder consultas que las empresas publican. Las compañías, por su parte, pueden usar una serie de preguntas preestablecidas, recibir la respuesta de múltiples candidatos y revisarlas una por una, algo imposible usando un chat de video.

Esto supone además una ventaja para los postulantes, que tienen la oportunidad de preparar sus respuestas y grabarlas con tranquilidad tantas veces como sea necesario, incluso compartirlas con conocidos para obtener su feedback antes de enviarlas.

Sin embargo, suele ocurrir que personas que no están acostumbradas a hablar frente a una pantalla se muestren rígidas o tensas, actitudes que el entrevistador capta inmediatamente. Pero el desenlace determinante de todo el proceso es la entrevista virtual en vivo, con grandes semejanzas a una tradicional, salvo que es con una pantalla por medio.

Este presente futurista también plantea una serie de inconvenientes todavía no resueltos. Con el establecimiento y generalización de la IA, algunos temen la profundización de los sesgos, la dificultad de control y la posibilidad de falta de transparencia. Además, en Internet siempre puedes encontrar cómo engañar a los algoritmos en los que se basan las aplicaciones de reclutamiento, lo que resta consistencia a este nuevo sistema.

Las nuevas tecnologías, impulsadas por una inteligencia artificial cada vez más avanzada, terminarán asumiendo cada vez más tareas y trabajos que actualmente realizan los seres humanos. Es el siguiente paso lógico hacia ese futuro más cercano de lo que pensamos.

También de interés:

VIDEO | Claves para triunfar en una entrevista de trabajo por videollamada

Laotracaradelamoneda

IDNet Noticias