Anuncio
Mercados españoles cerrados
  • S&P 500

    5.307,01
    -14,40 (-0,27%)
     
  • Nasdaq

    16.801,54
    -31,08 (-0,18%)
     
  • NIKKEI 225

    38.617,10
    -329,83 (-0,85%)
     
  • Dólar/Euro

    1,0824
    -0,0035 (-0,32%)
     
  • Petróleo Brent

    81,70
    -1,18 (-1,42%)
     
  • Bitcoin EUR

    64.222,44
    -155,68 (-0,24%)
     
  • CMC Crypto 200

    1.513,97
    -12,44 (-0,82%)
     
  • Oro

    2.381,20
    -44,70 (-1,84%)
     
  • HANG SENG

    19.195,60
    -25,02 (-0,13%)
     
  • Petróleo WTI

    77,33
    -1,33 (-1,69%)
     
  • EUR/GBP

    0,8509
    -0,0027 (-0,32%)
     
  • Plata

    30,99
    -1,09 (-3,41%)
     
  • IBEX 35

    11.329,00
    -5,90 (-0,05%)
     
  • FTSE 100

    8.370,33
    -46,12 (-0,55%)
     

El nuevo sistema de "paga luego" de Apple esconde una desagradable sorpresa

La incursión de Apple en el plan "compre ahora y pague después" plantea serias dudas sobre la seguridad de los consumidores

El logo de Apple Pay Later en la pantalla de un portátil y el logo de Apple en la pantalla de un teléfono en esta foto tomada en Cracovia, Polonia, el 7 de junio de 2022. (Fotografía de Jakub Porzycki/NurPhoto vía Getty Images)
El logo de Apple Pay Later en la pantalla de un portátil y el logo de Apple en la pantalla de un teléfono en esta foto tomada en Cracovia, Polonia, el 7 de junio de 2022. (Fotografía de Jakub Porzycki/NurPhoto vía Getty Images) (NurPhoto via Getty Images)

Apple entra en el negocio del "compre ahora y pague después" (Buy Now Pay Later o BNPL) con su nuevo servicio Pay Later integrado en Apple Pay y Apple Wallet. Aunque Apple afirma que el servicio está "diseñado pensando en la salud financiera de los usuarios", el BNPL es una práctica que ha sido objeto de escrutinio por parte de los reguladores gubernamentales como algo que podría perjudicar a los clientes.

El servicio Pay Later de Apple, en el que se lleva trabajando al menos desde el año pasado, permite a los usuarios realizar una compra con Apple Pay y pagarla en cuatro plazos iguales a lo largo de seis semanas. Estas cuotas no devengan intereses, pero aún no está claro si Apple cobrará una comisión por demora y, en caso afirmativo, cuánto costará.

Con Pay Later los usuarios tienen la opción de dividir sus pagos con Apple Pay. Pueden pagar el importe total inmediatamente o elegir pagar más tarde. La primera cuota se paga en el momento de la compra y, a partir de entonces, deberá abonar tres cuotas más cada dos semanas.

ANUNCIO

El vendedor no sabe que el comprador ha utilizado Apple Pay Later: esa parte queda entre Apple y el usuario; el vendedor recibe el dinero como siempre. Todo el proceso es sin intereses, así que si el usuario cumple con los pagos, no le costará nada.

Como no tiene intereses, Apple no gana dinero directamente del BNPL. En su lugar, sigue ganando dinero de sus comisiones comerciales.

El 30 por ciento de los usuarios tiene dificultades para hacer frente a sus pagos de BNPL

En mayo del año pasado, SFGate publicó un inquietante informe sobre los servicios BNPL que destaca su popularidad entre la Generación Z, o los nacidos entre 1997 y 2012. Según el informe, el 73% de los clientes de BNPL pertenecen a esta generación, y alrededor del 43% de ellos afirman haber incumplido al menos un pago.

Otra encuesta de DebtHammer muestra que el 30 por ciento de los usuarios tienen dificultades para hacer sus pagos BNPL, y el 32 por ciento reportan saltarse el pago de alquiler, servicios públicos, o manutención de los hijos para dar prioridad a sus facturas BNPL. Es probable que el estado actual de la economía contribuya a algunos de estos problemas.

SFGate también señala que los servicios de BNPL pueden conducir a compras más grandes. Según datos consultados por el medio, el cliente medio de Affirm gasta 365 dólares en una sola compra, frente a los 100 dólares de carrito medio registrados en 2020. También se ha convertido en una forma de comprar ropa sin pagar los costes por adelantado, y SFGate señala que la gran base de consumidores Gen Z de Affirm gasta el 73% de sus compras Afterpay en moda.

Al igual que otros sistemas de pago, los servicios de BNPL pueden incurrir en comisiones por descubierto si los usuarios los cargan a una cuenta con fondos insuficientes, y la letra pequeña de Apple deja claro que no es una excepción.

Los impagos y retrasos en los pagos, unidos a la volatilidad de la economía, han hecho que la valoración de Klarna, una de las reinas del BNPL, se reduzca a un tercio -de 46.000 millones de dólares el año pasado a 30.000 millones- y también han provocado la caída del precio de las acciones de Affirm. El año pasado, Klarna despidió al 10% de sus empleados debido a "un mercado bursátil muy volátil y una probable recesión".

"Hacemos lo correcto, incluso cuando no es fácil"

Además de los posibles problemas financieros, los servicios de BNPL están captando la atención de los organismos de control gubernamentales de todo el mundo. Pay Later de Apple está en camino de recibir el mismo tipo de escrutinio, ya que se inyecta en un sector incierto cuando la inflación está repuntando y los consumidores están luchando para pagar los bienes cotidianos. Pero también normaliza la práctica de BNPL al incorporar el concepto directamente al iPhone, lo que supone un riesgo tanto para los consumidores como para las empresas competidoras. Apple tiene el poder de captar la atención de los millones de usuarios de iPhone que utilizan Apple Pay, mientras que empresas como Klarna, Affirm y Afterpay claramente no tienen ese alcance.

Adjuntar algo tan arriesgado como BNPL a la marca de Apple pone a Pay Later en contradicción con el objetivo de la compañía de proporcionar a los clientes tecnología y servicios con los que, en general, puedan sentirse bien.

Como reza la gran cita del CEO de Apple, Tim Cook, en la página de Ética y Cumplimiento de Apple: "Hacemos lo correcto, incluso cuando no es fácil".

Más noticias que te pueden interesar:

EN VÍDEO | La astuta genialidad de los AirPods de Apple