Mercados españoles abiertos en 3 hrs 22 min
  • S&P 500

    3.783,28
    -7,65 (-0,20%)
     
  • Nasdaq

    11.148,64
    -27,76 (-0,25%)
     
  • NIKKEI 225

    27.370,37
    +249,87 (+0,92%)
     
  • Dólar/Euro

    0,9925
    +0,0040 (+0,41%)
     
  • Petróleo Brent

    93,58
    +0,21 (+0,22%)
     
  • BTC-EUR

    20.500,72
    -9,51 (-0,05%)
     
  • CMC Crypto 200

    462,14
    +3,74 (+0,81%)
     
  • Oro

    1.732,00
    +11,20 (+0,65%)
     
  • HANG SENG

    17.981,19
    -106,78 (-0,59%)
     
  • Petróleo WTI

    87,97
    +0,21 (+0,24%)
     
  • EUR/GBP

    0,8727
    +0,0006 (+0,06%)
     
  • Plata

    20,90
    +0,35 (+1,71%)
     
  • IBEX 35

    7.579,90
    -116,70 (-1,52%)
     
  • FTSE 100

    7.052,62
    -33,84 (-0,48%)
     

EE. UU.: Departamento de Justicia pide publicar la orden de allanamiento a la mansión de Trump

·5 min de lectura

El Departamento de Justicia de Estados Unidos pidió a un tribunal federal que revele la orden de allanamiento que usó el FBI para ingresar a la mansión del expresidente Donald Trump. El fiscal general, Merrick Garland, aseguró que él mismo aprobó el pedido de la orden de registro y que la moción de este jueves se debe al interés público que recibió el documento. Trump podría objetar la pretensión de hacerla público hasta este viernes.

Estados Unidos nunca es ajeno a los titulares que llevan el nombre de Donald Trump. Y esta vez no es la excepción. El allanamiento de la mansión del expresidente en Palm Beach, en Florida, ha derivado en todo tipo de reacciones. Un interés mediático que, en parte, explica el pedido del Departamento de Justicia de revelar la orden de registro usada por el FBI para ingresar a Mar-a-Lago.

El pedido, liderado por el fiscal general Merrick Garland fue llevado a un tribunal federal y permitiría que el público obtenga más detalles sobre la investigación de los agentes en la propiedad del expresidente. La moción podría derivar en que se dieran a conocer una lista de los artículos incautados, además de dos archivos adjuntos no especificados.

“El interés claro y poderoso del público en comprender lo que ocurrió en estas circunstancias pesa mucho a favor de la revelación”, se lee en el texto presentado.

Por ahora, la información es difusa. El allanamiento hace parte de una investigación sobre si Trump retuvo y eliminó ilegalmente registros de la Casa Blanca cuando dejó el cargo.

El exmandatario podrá oponerse a la difusión de la orden hasta el viernes a las 3.00pm (hora local), pero, por el momento, ni Trump ni su equipo legal se han pronunciado.

Una decisión no tomada a la “ligera”

Las imágenes de Mar-a-Lago allanada han caldeado los ánimos en Estados Unidos. El fiscal y su equipo han recibido todo tipo de críticas y cuestionamientos que llevaron a Garland a hacer unas declaraciones poco usuales.

“El Departamento no toma esa decisión a la ligera. Siempre que sea posible, es una práctica estándar buscar medios menos intrusivos como alternativa a una búsqueda y limitar el alcance de cualquier búsqueda que se lleve a cabo", sentenció Garland. Una orden de allanamiento necesita que las autoridades federales prueben que se cometió un delito ante un juez.

Garland dio a conocer más detalles. En una corta conferencia de prensa, el fiscal aseguró que fue él mismo el que aprobó pedir la orden de allanamiento.

"La ley federal, las reglas del departamento de larga data y nuestras obligaciones éticas me impiden brindar más detalles sobre la base de la búsqueda en este momento”, añadió.

Los ataques y amenazas por parte de simpatizantes del republicano contra el Departamento de Justicia fueron rechazados por Garland que además el fiscal defendió determinantemente a la institución.

“No me quedaré en silencio cuando su integridad sea atacada injustamente”, dijo Garland sobre los agentes federales de la ley, llamándolos “servidores públicos dedicados y patrióticos”.

Trump se defiende

Desde el registro del FBI el lunes, Trump ha hecho escuchar su voz por las redes sociales. En su plataforma, ‘Truth Social’, el expresidente aseguró que: "Mis abogados y representantes estaban cooperando plenamente y se habían establecido muy buenas relaciones. El gobierno podría haber tenido lo que quisiera, si lo tuviéramos".

Pero el republicano fue más allá. Mostró su enojo y ratificó su mensaje de que las acciones del FBI han sido “politizadas”. Comparó su situación con la del expresidente Barack Obama.

“¿Qué pasó con los 30 millones de páginas de documentos que Barack Hussein Obama se llevó de la Casa Blanca a Chicago? ¡Se negó a devolverlos! ¿Qué está pasando? Este acto estaba fuertemente en desacuerdo con los Archivos Nacionales. ¿Irrumpirán en la “mansión” de Obama en Martha’s Vineyard?”, sentenció.

El exmandatario se refería a la promesa de Obama de digitalizar 30 millones de páginas de los registros de su Administración que envió a Chicago. Pero tal como expone el diario El País, “no consta que Obama se llevase ningún documento confidencial y menos aún que hubiese incumplido ningún requerimiento para devolverlo”.

Las nuevas pistas de 'The Washington Post'

Mientras las dudas rodean la publicación de la orden de allanamiento, el medio estadounidense 'The Washington Post' dio a conocer detalles de lo que podría haber dentro de los documentos buscados por el FBI.

Según el medio, los registros tendrían que ver con temas derivados del armamento nuclear que el expresidente. Esto, señala el periódico, podría explicar la especial "preocupación entre los funcionarios del gobierno".

El artículo también señala que los detalles sobre la información que habría retenido el mandatario siguen sin aclararse.

"Las personas familiarizadas con la investigación no ofrecieron detalles adicionales sobre qué tipo de información buscaban los agentes, incluso si se trataba de armas pertenecientes a los Estados Unidos o a alguna otra nación", asegura el medio en su cuenta de Twitter.

La pugna por la información clasificada

La relación entre figuras políticas y su manejo de información clasificada está en el centro del debate. Trump no solo ha criticado al expresidente Obama sino también ha lanzado pugnas a la excandidata presidencial Hillary Clinton.

La demócrata estuvo involucrada en un escándalo derivado de su uso de un correo electrónico privado cuando fue secretaria de Estado durante la presidencia Obama.

En 2016, cuando James Comey dirigía el FBI declaró que la agencia no recomendaría cargos penales contra Clinton. Unas declaraciones inéditas que luego tuvo que echar para atrás con el hallazgo de nuevos correos.

Así, el Departamento de Justicia ha buscado ser discreto con sus declaraciones al público. Este jueves, Garland se abstuvo a responder preguntas.

Con EFE, Reuters y AP