Mercados españoles cerrados en 6 hrs 51 min

Cómo reducir la deuda con los métodos ‘bola de nieve’ o ‘avalancha’

También es importante buscar asesoramiento profesional con las deudas (Getty Images).

La deuda es un problema generalizado en todo el mundo. No solo se trata de un reto al que tienen que hacer frente los gobiernos y las empresas, para las familias es un dolor de cabeza con el que es muy difícil lidiar.

Ya sea deuda derivada de la tarjeta de crédito, de facturas o de un costo de vida cada vez más alto, puede ser difícil saber por dónde empezar para abordar los problemas económicos.

Desde apps para elaborar presupuestos hasta servicios de asesoramiento de dinero en línea, hay varias formas de controlar tus finanzas. Existen dos estrategias para acabar con la deuda que se llaman “bola de nieve” y “avalancha”, y fueron popularizados por el asesor financiero Dave Ramsey. ¿Pero qué significan y cómo funcionan?

¿Qué es el método bola de nieve?

El método bola de nieve es una estrategia de reducción de deuda que consiste en devolverla en orden de menor a mayor, dejando de lado la hipoteca. El objetivo es ganar impulso a medida que se vas devolviendo tus deudas y se reduce el monto total.

Una vez devuelta la deuda más pequeña, puedes tomar los fondos que sobren y ponerlos en la siguiente en tamaño. De esa forma se crea un efecto “bola de nieve” que puedes repetir hasta que toda tu deuda esté pagada.

El primer paso es crear una lista de todas tus deudas, excepto la hipoteca. Organiza las deudas de menor a mayor. Crea un presupuesto para calcular cuánto dinero puedes destinarle a las deudas.

Luego, todos los meses, devuelve la cantidad mínima de cada saldo excepto el más bajo. En lugar de eso, pon tanto dinero como puedas en ese saldo, sin que se vean afectados el resto de pagos.

La deuda puede convertirse en una carga muy pesada, pero siempre hay maneras de poder acabar con ella. Además, siempre es recomendable buscar la ayuda de un experto. Foto: Getty Images.

Cuando hayas devuelto la deuda perteneciente al saldo más bajo, usa el dinero sobrante (el que utilizarías para pagar esa deuda) para ir amortizando la siguiente deuda en tamaño. Repite el mismo proceso, devuelve las deudas más bajas hasta llegar a las más altas.

Este método a menudo se usa para devolver créditos acumulativos, como pueden ser los de las tarjetas de crédito. Uno de los beneficios clave es el impulso psicológico que puedes obtener al ver cómo se van reduciendo las deudas y desapareciendo gradualmente. Tener que preocuparse por varios saldos de deuda puede causarte ansiedad, por lo que hacerse cargo de la deuda de una en una ayuda.

Sin embargo, una desventaja que puede ocurrir es que a lo largo del tiempo termines pagando más dinero en intereses. El método de bola de nieve significa devolver primero el dinero de cuentas con saldos más bajos, lo que puede hacer que la deuda más alta siga acumulando intereses cada vez más altos.

¿Qué es el método avalancha?

Otra forma de devolver la deuda es el método avalancha. Consiste en devolver el máximo posible del saldo de deuda con intereses más altos, mientras se hacen pagos mínimos en el resto.

En primer lugar, crea un presupuesto para calcular exactamente cuánto dinero puedes dedicar a pagar la deuda. Luego haz una lista con todos tus saldos y luego ordénalos poniendo primero los que tienen tasas de interés más altas. Toma nota de cuáles son los pagos mínimos en tus saldos.

Cada mes, paga el mínimo de todas tus deudas y destina el dinero restante disponible al saldo con una mayor tasa de interés. Cuando hayas devuelto este saldo, continua con el siguiente en la lista hasta que todos los saldos estén sin deuda.

A diferencia del método bola de nieve, la avalancha es una buena solución para hacer frente a deudas con intereses altos y puede ayudar a devolver la deuda con mayor rapidez.

Artículos relacionados:


Lydia Smith