Mercados españoles abiertos en 7 hrs 19 min

Canadá dará una renta básica a sus ciudadanos de 920 euros al mes

Uno de cada cinco niños que viven en Canadá lo hace por debajo del umbral de la pobreza. Una mácula en una sociedad que se vanagloria de su riqueza y de su sensibilidad social. Para solucionar este problema, una provincia del país va a experimentar el año que viene con su población, a la que van a dar una renta básica mensual de 1.320 dólares canadienses (920 euros).

El Gobierno de Ontario ha confirmado que en los próximos meses pondrá en marcha el proyecto, que será voluntario -hay que solicitar la ayuda- y que sustituirá a las anteriores pagas sociales que recibían sus ciudadanos.

Para recibir la renta básica solo hay tres requisitos: tener entre 18 y 65 años, ser canadiense y residir en la provincia de Ontario. Las personas que tengan algún tipo de minusvalía cobrarán un sobre sueldo de 348 euros mensuales además de los 920 que marca la ley.

La idea de la renta básica no ha surgido de la izquierda. El promotor de la idea ha sido un exsenador conservador llamado Hugh Segal, que ha solicitado que el proyecto se pruebe sobre todo en las zonas norte y sur de la provincia y con especial interés en la población indígena, que es la que tiene más problemas económicos.

“Lo que pretendemos es dar un suelo a las personas para que puedan empezar a trabajar y a crear un sentimiento de comunidad. Y que sean conscientes que no pueden caer nunca más abajo de ese suelo”, explica el político en declaraciones recogidas por The Independent.  “Podemos hacer todo esto por nuestros adultos sin necesidad de incluir un mayor peso de burocracia. Respetamos sus decisiones y su libertad. Solo queremos darles el dinero y que sean ellos los que decidan qué es lo importante. ¿Por qué deberíamos tratar a los pobres de manera diferente?”.

La prueba empezará a aplicarse en la primavera de 2017, y si los resultados son positivos es probable que se amplíe al resto del país. “Vamos calcular los costos y los efectos de la medida”, asegura Segal.

No es la primera vez que Canadá experimenta con una renta básica. En 1974, las familias más pobres de la ciudad de Dauphin, en la provincia de Manitoba, recibieron durante cinco años unos 1.800 euros al mes. Más de 1.000 personas disfrutaron de esta ayuda.