Báñez y Brufau defienden el teletrabajo como medio para mejorar la satisfacción y la competitividad

El presidente de Repsol, partidario de que los empleados de la compañía salgan a su hora para "estar felices"

MADRID, 23 (EUROPA PRESS)

La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, y el presidente de Repsol, Antonio Brufau, han defendido este miércoles en la sede de la petrolera el teletrabajo como medio para mejorar la satisfacción de los trabajadores y la competitividad de las empresas.

Durante la presentación del Libro Blanco del Teletrabajo, elaborado por Repsol, la ministra ha subrayado que esta práctica "beneficia a las empresas, elimina tiempos muertos y desplazamientos, y orienta las tareas hacia la consecución de objetivos".

Báñez también destacó el apoyo de los sindicatos a estas prácticas y aseguró que "adaptar el trabajo a la vida" es "una demanda social muy antigua", antes de citar a Winston Churchill para aludir al deseo de los trabajadores de tener "tiempo libre suficiente, para pensar, leer, cultivar sus jardines y, sobre todo, para vivir".

Además, sostuvo que el "mundo está cambiando" y que es necesario buscar fórmulas de "flexibilidad" en "las reglas del juego". "Esa fue la principal motivación del Gobierno al hacer la reforma laboral, dar mayor flexibilidad a los trabajadores y abordar las necesidades de cada momento para que el despido fuera la última opción", aseguró.

La ministra aseguró "con satisfacción" que los agentes sociales "se están sabiendo adaptar" a las nuevas circunstancias, a la vista de que "los salarios pactados hoy son coherentes con los acuerdos salariales del 25 de enero" de 2012.

Además, ha destacado el aumento de los convenios de empresa en el último año y que muchos comités hayan decidido "descolgarse de los convenios de ámbito superior" para buscar fórmulas de "flexibilidad" ante la situación económica.

Por su parte, el presidente de Repsol describió las políticas de conciliación y diversidad de la compañía y puso énfasis en los esfuerzos para fomentar el teletrabajo, mejorar la gestión del tiempo y aprovechar la jornada para que los empleados salgan a su hora y estén "felices en casa y en el trabajo".

SALIR A LA HORA.

"A una hora determinada, es necesario que la gente tenga una señal clara de que es mejor estar en casa que aquí", ya que "si se está feliz en casa, se está feliz en el trabajo", afirmó Brufau, antes de decir que es "una prioridad en los programas de formación de esta casa explicar cómo hacer mejor las horas de trabajo".

Además de las estrategias para "aprender a gestionar el tiempo", el presidente de la compañía defendió las prácticas de mejora de satisfacción de los trabajadores como fuente de "generación de riqueza".

Repsol, señaló, aspira a convertirse en un "referente" en programas como el de teletrabajo, puesto en práctica en 2008 y al que se han acogido ya 1.000 empleados, 900 de ellos en España.

Para Brufau, este sistema "mejora la competitividad" y permite "desarrollar una carrera profesional adaptada a las circunstancias personales".

Así va la Bolsa

PUBLICIDAD