Mercados españoles cerrados

Así es Elbow, el primer reproductor portátil de cassettes desde el Walkman

Tecnología y redes

Las cintas de cassette están de moda. La serie de Netflix 13 Reasons Why, en la que una adolescente graba en cintas las razones por las que se ha suicidado, para que sus compañeros de colegio las escuchen, ha disparado el interés por este formato. Y no solo eso: en la actualidad los coleccionistas de música han dejado de interesarse por el vinilo y prefieren dejarse los ahorros en cassettes antiguas. Buen ejemplo de ello es que las ventas se han disparado un 74% el año pasado en Estados Unidos.

Pero la ‘cassette-manía’ tiene un problema. A pesar de que cada vez se venden más música grabada en ellas, el hardware para escucharlas no se actualiza. Los walkman siguen siendo los mismos que se encontraban en las estanterías en los años 90 -su última década de esplendor- y las ‘boombox’ (los radiocassettes enormes) tampoco han evolucionado mucho, aunque algunas último modelo se pueden comprar en tiendas como Urban Outfitters o se pueden encontrar en Amazon.

Elbow, el primer reproductor de cassettes desde el Walkman (BrainMonk)

Pero para disfrutar de una mixtape -recopilación de canciones hecha por un amigo- no hace falta desempolvar un viejo cacharro que tengamos en el trastero. Solo hay que hacerse con un Elbow, el primer reproductor de cassettes original que se fabrica desde 2010 (año en el que los Walkman dijeron adiós), obra de la compañía BrainMonk.

Elbow es un pequeño aparato que se coloca sobre una cinta. Consta de un brazo que es el que hace avanzar la rueda y una cabeza magnética que reproduce la cinta. También cuenta con una entrada de minijack para poder conectar unos auriculares. Y no hace falta guardarlo en un bolsillo, ya que dispone de una pinza exterior para poder colocarlo en cualquier parte de nuestra ropa o en una mochila.

Elbow cuenta con una pinza para ser colocado en cualquier parte de la ropa (Facebook)

Por supuesto, el Elbow es capaz de rebobinar las cintas e incluye un control de volumen. Posee una batería recargable que dura hasta 7 días y dispone de un puerto mini USB que permite conectarlo a un ordenador por si queremos transmitir el contenido de la cinta a un ordenador (para digitalizarlo y convertirlo en MP3, por ejemplo) o a un sistema de música más potente.

Elbow todavía no ha salido a la venta y ni siquiera se sabe el precio que va a tener. Sus creadores han informado a través de la página de Facebook del producto que están evaluando el mercado para saber cuántas unidades van a fabricar y por cuánto lo van a vender. Así mismo, aseguran que en cuanto tengas más información sobre el producto, la comunicarán. El millón y medio de personas que han visto el vídeo de la presentación seguro que lo agradecerán.