Mercados españoles cerrados en 6 hrs 59 min

“He llegado a sentirme humillado”: el mensaje desesperado de un hombre de 78 años abandonado por los bancos y su tecnología

·4 min de lectura

Carlos San Juan tiene 78 años y se siente “apartado por los bancos”. Por eso ha lanzado una petición a través de Change.org en la que reclama “atención humana en sucursales bancarias”. Su recogida de firmas para captar la atención de bancos y cajas y darles un toque de atención directo ha sumado 130.000 en muy poco tiempo. Porque la digitalización de los servicios bancarios y el abandono de la clientela de más edad con esta política es un tema que lleva en el candelero ya tiempo sin que lleguen soluciones.

Aunque la experiencia de San Juan con las entidades bancarias en este sentido ha sido con BBVA y La Caixa, en Change.org menciona directamente también a Banco Santander y Banco Sabadell y aclara que en realidad se dirige a todos. No en vano, lo que cuenta él es algo que lleva tiempo denunciándose desde las redes sociales y los medios de comunicación que se han hecho eco de ello.

Un jubilado de 78 años ha lanzado una campaña de recogida de firmas tras sentirse apartado por los bancos. Está siendo un éxito. (Foto: Captura de Change.org)
Un jubilado de 78 años ha lanzado una campaña de recogida de firmas tras sentirse apartado por los bancos. Está siendo un éxito. (Foto: Captura de Change.org)

Según explica este jubilado, tiene casi 80 años y le “entristece mucho ver que los bancos se han olvidado de las personas mayores como yo”. Lo dice porque “ahora casi todo es por Internet… y no todos nos entendemos con las máquinas. No nos merecemos esta exclusión. Por eso estoy pidiendo un trato más humano en las sucursales bancarias”.

Una larga lista de problemas

En la enumeración de los problemas y escollos que deben salvar figuran oficinas que cierran, cajeros complicados de usar o averiados, la ausencia de alguien a quien preguntar o el hecho de que haya algunas operaciones y gestiones que solo pueden realizarse online. “Y en los pocos sitios donde queda atención presencial, los horarios son muy limitados, hay que pedir cita previa por teléfono pero llamas y nadie lo coge… Y te acaban redirigiendo a una aplicación que, de nuevo, no sabemos manejar. O mandándote a una sucursal lejana a la que quizás no tengas cómo llegar”, resume sobre la situación.

Y todo esto “no es ni justo ni humano”. Además, pone en evidencia la realidad del problema y es que hay muchas personas mayores que están solas y no cuentan con nadie que les ayude, pero también el hecho de que ser mayor no tiene porqué implicar ser dependiente. “Queremos poder seguir siendo lo más independientes posibles también a nuestra edad. Pero si todo lo complican y cierran las oficinas, están excluyendo a quienes nos cuesta usar Internet y a quienes tienen problemas de movilidad”, sentencia San Juan.

"Como si fuera idiota"

Este jubilado, que cuenta que ha trabajado con la informática y más o menos puede defenderse en este terreno, reconoce que ha llegado a sentirse “humillado al pedir ayuda en un banco y que me hablaran como si fuera idiota por no saber completar una operación”. También ha sido testigo de “ese mal trato dirigido a otras personas. Duele mucho sentirse así. Las personas mayores existimos, somos muchas y queremos que nos traten con dignidad. Solo estamos pidiendo que se habiliten secciones en las sucursales en las que dejen de excluirnos”.

Por todo eso, se dirige a quienes son mayores pidiendo que firmen “por los derechos de nuestra generación”. Pero también al resto de la población. “Si eres más joven, ponte en nuestro lugar y ayúdanos también. No olvides que algún día tú también tendrás mi edad”, apunta.

Él éxito de su petición ha sido tal en cuanto a firmas y ha recibido tantos mensajes de compresión y apoyo que su autor ha publicado una actualización para agradecer la respuesta a su petición. “Estoy muy emocionado y agradecido por todas vuestras firmas. Pero necesitamos ser muchos más, por eso os pido que además de firmar, difundáis la petición, para que lleguemos lo más lejos posible. Y si te sientes identificado/a, cuéntalo en los comentarios. Porque aunque seamos muchos, nuestras voces están silenciados. Y eso tiene que acabar. ¡Si nos unimos nos haremos escuchar! Muchas gracias”, ha actualizado.

También te puede interesar:

EN VÍDEO | Vecino heroico rescata a anciano colgado de un balcón

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente