(Ampl.) Gurría (OCDE) pide a Europa señales "inequívocas" de apoyo a una eventual petición de rescate

De Guindos incide en que lo importante es disipar las dudas sobre el euro y no la acción concreta del rescate

MADRID, 29 (EUROPA PRESS)

El secretario general de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), Ángel Gurría, ha reclamado a Europa que dé señales "inequívocas" de que apoyará una eventual petición de rescate por parte de España, ya que el país está "haciendo los deberes" y cumple claramente las condiciones para acceder a la ayuda.

En una rueda de prensa conjunta con el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, Gurría defendió que España está haciendo los deberes y emitiendo señales de confianza hacia los mercados, Europa y el mundo, pero incidió en que el futuro de la economía española no pasa "solo por Madrid, sino también por Bruselas".

Por ello, subrayó que ahora que existen instrumentos para ayudar a España, es necesario que los socios europeos hagan "una declaración inequívoca" de que en caso de que España solicite un apoyo, éste será concedido y bienvenido. En su opinión, hay que "tener lista la bazuca, con el dedo en el gatillo", aunque finalmente no sea necesario que "tenga que cambiar de manos un solo euro".

El máximo dirigente de la OCDE explicó que su tesis, aunque no está probada, es que solo el hecho de que España se decida y si sus socios europeas dan esas señales necesarias y "el joven Draghi está listo para la batalla, quizás no habría que gastar demasiado dinero".

UNA OPCIÓN PARA ESPAÑA.

Asimismo, rehusó valorar si el país debe o no solicitar la ayuda, y recalcó que un rescate es "un activo y una opción" que tiene España y que la decisión de si lo usa o no depende de las autoridades españolas, por lo que es interesante que España mantenga el control de la situación.

Preguntado por si necesita que Europa allane el camino a España para pedir el rescate, el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, aseguró que lo más importante no es tanto "la acción concreta y específica" del rescate, sino que existan instrumentos que disipen las dudas sobre el proyecto del euro.

De hecho, recordó que nada más que el Banco Central Europeo (BCE) anunció su nuevo programa de deuda el pasado 6 de septiembre, la prima de riesgo bajó y de forma "muy rápido".

Por su parte, Gurría afirmó que España ya cumplía condiciones desde antes de que se pusieran en marcha los mecanismos aprobados en los últimos meses y así lo ha resaltado en todos los foros en los que ha intervenido la organización y en sus encuentros con otros líderes y organismos internacionales.

Sin embargo, subrayó que España tiene una "única bala de plata" que debe usar con mucho cuidado para dar en el blanco y lograr su propósito. "El tiempo lo define España, si va o no lo define España, pero lo importante es que España se ha ganado ese apoyo", agregó.

IMPORTANTE PARA EUROPA.

Por otro lado, remarcó que esto sería "muy importante" para la construcción del nuevo sistema del euro, ya que del éxito de España depende también la "percepción de que el futuro del euro es viable". En su opinión, están "las piezas listas" para que 2013 pueda ser el año en que se comienza a preparar la recuperando en el medio y largo plazo y dejar atrás lo ocurrido en los últimos años.

A este respecto, recordó por ejemplo que el acuerdo en torno a Grecia es un ejemplo de una señal "inequívoca de apoyo al euro y a un país" y aumenta la confianza respecto a una voluntad colectiva de todos los europeos que beneficia a todos los países, incluido España.

Sin embargo, insistió en que para ello es necesario que se implementen "sin el menor retraso las decisiones adoptadas a nivel europeo", ya que aunque España haya hecho los deberes, para que esto cuaje tienen que ponerse en marcha las instituciones europeas creadas estos años.